8M

Tuve el honor de escribir este texto a petición de una de las plataformas que más emprendedoras han apoyado a lo largo de su existencia. Me detuve a ver y pensar cómo detrás cada catálogo que ha caído en las manos de alguien hay una historia de mujeres que no se cansan de luchar, que saben que rendirse no es opción y que aunque se sientan derrotadas (como tal vez tú o yo nos sentimos en este momento) saben que al final del día saldrán adelante con más fuerza, más empuje y listas para conquistar su mundo.

 

 

El secreto que nos hace indestructibles

Por Violeta Verdú.

Cuando era niña, debajo del edificio donde crecí con mis padres había un pequeño salón de belleza cuya propietaria se llamaba Susy. Madre soltera con dos hijos algo mayores que yo, Susy estaba prácticamente todo el día trabajando en el pequeño local al cual yo acudía con cierta frecuencia para hacer compañía a mi madre.

Además de su trabajo como estilista, Susy tenía siempre un catálogo de Tupperware y no había ocasión en que no saliéramos de ahí con un pedido nuevo. Con esfuerzo y disciplina, Susy logró reunir el capital suficiente para comprar el local junto con un departamento y darles a sus hijos no solo lo básico, sino una vida holgada, cómoda, con educación a nivel universitario; pero sobre todo, una vida feliz.

Jamás imaginé que años después acabaría intercambiando historias con esta empresa que, a través de su modelo de negocio, hace mucho más que vestir las cocinas y hogares de tantas familias; lo que hace, es ayudarles a las mujeres a descubrir el increíble poder y potencial que está dentro de ellas y les otorga, la palabra mágica: independencia.

Sé que nacer de este lado del género, siempre nos hará creer que estamos en desventaja ante el mundo. Y sí, parte de eso puede ser verdad, es por ello que encontrar no solo trabajo sino soporte en una compañía como Tupperware, que pretende a través de su plataforma de negocio cambiar las vidas de todos aquellos que estén involucrados, es descubrir el secreto detrás del éxito de las mujeres.

Es gracias al esfuerzo que empresas como Tupperware ponen para que las mujeres desarrollen independencia económica, alcancen sus sueños, en muchos casos eleven su autoestima, que miles de mujeres en el mundo descubren que, una vez que encontraron el potencial que hay dentro de ellas, nadie puede detenerla.

La próxima vez que un catálogo caiga en tus manos, como cayó en las mías cuando era una niña que esperaba a mi mamá en el salón de belleza, piensa que dentro de esas páginas hay sueños que se cumplen y vidas que se cambian; pero no solo eso: hay una mujer que sabe de qué está hecha… y ya nada puede detenerla.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s